Menos factores de riesgo, más protección

Si bien es cierto que el cáncer de mama no se puede prevenir, si se pueden reducir los factores de riesgo. Por ello es importante que las mujeres esté bien informadas y orientadas sobre esta afección, llevar un estilo de vida saludable y hacerse su chequeo médico anual.

Los factores de riesgo más importantes de cáncer de mama son en el género y la edad. El hecho de ser mujer porque es mayor la incidencia en mujeres que en hombres, y la edad, ya que conforme va aumentando, mayor es el riesgo de desarrollar un tumor.  El 30% de los diagnósticos de cáncer de mama tienen que ver con el estilo de vida,  es decir, la alimentación y los hábitos de las mujeres, por lo que beber, fumar y no hacer ejercicio también son factores que aumentan el riesgo.

En nuestro país, según estadísticas de la Sociedad Venezolana de Oncología, es preocupante el aumento e diagnósticos en mujeres menores de 50 años, por lo que es importante que toda mujer, a partir de que se empieza a desarrollar físicamente, debe comenzar a conocer su cuerpo, tocar y autoexplorarse para tener la capacidad de identificar cuando algo extraño o anormal está sucediendo. La primera de las alertas es cuando una mujer identifica que algo no está bien en su cuerpo y debe acudir de inmediato al médico.

Para crear un escenario favorable a la prevención, la mujer debe cultivas un estilo de vida saludable, evitar el sedentarismo, el consumo frecuente de bebidas alcohólicas o refrescos, no fumar ni consumir comida con grasas saturadas. Hacerse su chequeo anual con el mastólogo. Eco mamario si es menor de 35 años y Mamografía si es mayor de 35 años. En Funcamama puedes hacerte estos exámenes y consulta mastológica.

Si no sabes dónde acudir, Funcamama espera por ti!

Prensa Funcamama

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*